Mi peor enemigo

De todos los elementos que pueden atacar mi persona y descuartizarla como haría una bomba arrojada a mis pies, de todas esas amenazas que pululan alrededor de mi persona, de todas esas armas ofensivas creadas para la destrucción total de la especie humana…de todas ellas, la que más daño puede provocar es la mentira y su aliada la desconfianza.

Podemos vivir con envidias, insidias, insultos, incluso podemos compartir nuestra vida diaria con la maldad propia de nuestra idiosincrasia maligna que nos hace creernos mejores que nuestros iguales. La vida, nuestra vida, está plagada de situaciones ideadas para nuestro propio malestar, para malograr cualquier empresa que queramos llevar a buen puerto.

Continuar leyendo “Mi peor enemigo”

Mi pasión

Y todos se podrían preguntar, si les interesara, claro, ¿y cuál será la pasión de este personaje? pues sí señor, aunque muchos supongo que no lo habrán acertado, LAS MOTOS.

Pero vamos a ver, no las motos en general, no soy el típico motero que entiende mucho de motos, que está todo el día hablando de ellas, y que es capaz de saber y recordar todas las marcas, con sus potencias y cilindradas….no, ni mucho menos, soy un amante de la moto, en general, y de mi moto en particular, me encanta salir a pasear en ella, viajes largos, cortos, semicortos y variados….me encanta codearme con otras personas que tengan mi misma afición….no me siento cómodo con esos moteros que sólo van a fardar de su máquina, que sólo piensan en rascar 1 minuto a sus vidas arriesgando la de los demás. A mí me gusta la libertad que sientes al conducirla, la sensación de liberación que sientes cuando le “tiras de la oreja”, el desahogo que percibes al abrirte tu casco en esas carreteras y el viento, el aire, el frescor, inundan tu faz hasta el extremo de sentirte ave, de sentirte un ser sin peso, la gravedad no existe, solo tu moto, tú y el paraje al que ella te ha llevado sin protestar. Para mí, el verdadero espíritu motero es el de crear una hermandad entre personas de muy distinta índole y a los que une una pasión en común…la vida.

Continuar leyendo “Mi pasión”

Yo, y ya está…

Supongo que cuando se llega a un sitio nuevo, lo normal es presentarse, decir quién es, hablar sobre sí mismo, en resumen, hacerles a los demás partícipes de tu buena voluntad de dar a conocer aquellos que otros ya saben. Bueno, pues ésta es la finalidad de este primer relato…presentarme.

Pero no voy a hacer una presentación física, lo cual es irrelevante, sino más bien una presentación social, algo que me asemeje al resto de seres que pululan este bonito y descuidado lugar al que llamamos TIERRA.

Soy una persona tranquila, sosegada, reservada pero a la vez nerviosa, intranquila y en parte abierta hacia los demás. ¿Ilógico? Pues sí, nadie dijo que el ser humano fuese simple, al contrario, somos seres complicados para nosotros mismos, así que os podéis hacer una idea de cómo somos hacia el resto de nuestros congéneres.

Trabajo como profesor, aunque a mí personalmente, aunque me parezca un poco ostentosa, me gusta más, la palabra EDUCADOR…..qué bonita es, ¿verdad? ¡qué ritmo tiene ese palabra! pero qué cruel es cuando la utilizamos para hacernos ver entre los demás, para marcar nuestro territorio, o para establecer quién es mejor profesor que otro, porque claro, si yo tengo una profesión y a esa profesión le añado una vocación….pues, ya tenemos la perfección de mi persona…….¡qué equivocados estamos si pensamos que somos más que otros! esta mañana he leído una frase que decía: La grandeza del hombre está en reconocer su propia pequeñez……

Pues esa idea es la que me ha conducido hasta este punto de crear relatos sobre mi persona… ¿Narcisista? Tal vez, pero a mis alumnos y alumnas muchas veces les digo lo siguiente: “si no te quieres, te mimas y te cuidas tú mismo/a, ¿quién lo hará por ti?

Quizás este primer artículo este basado en mi deseo eterno de ser cuidado, mimado y querido, o simplemente en mi deseo de no pasar desapercibido…en fin, creo que más que aclarar una presentación lógica sobre mí mismo, he ayudado a que tu opinión sobre mí, esté ahora más confusa si cabe…pero como dije al principio: ¿QUÍÉN DIJO QUE EL SER HUMANO FUESE SIMPLE?

©Javier Gómez2018

Así es y así debe ser

La cultura debe abarcar todos los aspectos de una sociedad. La sabiduría de un pueblo no es algo creado de la nada e instaurado por una corriente política o incluso por un estilo artístico.

Nuestro bagaje cultural viaja hacia el pasado.  No debemos olvidar quiénes fueron sus eruditos, quiénes sus científicos y quiénes sus padres culturales.

Y como transmisores incansables, nuestros libros que ayudan al alma a sentirse humana.

Continuar leyendo “Así es y así debe ser”